ESTÁN PREPARADOS

 

Bien entrenados, los estudiantes del departamento de Música en la Facultad de Artes (Foto S.Ch.)


“Nada cae del cielo, hay que trabajar”, asegura el profesor Dmitry Porkas al hablar de la preparación de sus alumnos, en el departamento de Música de la Facultad de Artes de la Universidad Nacional de Córdoba.

Porkas enseña violín del primero al quinto año. Junto a su esposa, también docente, Tatiana Shundrovskaya, tienen a cargo la dirección artística de un ensamble de violín formado por alumnos de los distintos cursos.

El ensamble está integrado por 12 jóvenes estudiantes, que ensayan los días sábados; por ejemplo, el Concierto para violín y orquesta Op. 77, de Johannes Brahms, que será presentado el próximo jueves lleva un año de ensayo. Este concierto, que Brahms compone en 1878 y dedica a su amigo el célebre violinista Joseph Joachim, forma parte de un variado y nutrido programa, que los alumnos de la Facultad de Artes tocarán los próximos jueves 9 y viernes 10, a las 20, en Radio Nacional Córdoba, Centro Cultural Néstor Kirchner -Santa Rosa 241-. La entrada es libre y gratuita.

La ocasión es favorable para experimentar el placer de la música en un auditorio formidable y a la vez sentirse protagonista del desarrollo en escena de futuros solistas de violín. Pues para eso, precisamente, se están preparando. El profesor Porkas baja el tono de voz, clara y firme, como exigiendo se le preste atención y dice: “El objetivo es preparar solistas de jerarquía, capaces de transmitir ideas”.

Dmitry nació en Odessa y su esposa, Tatiana, en Sverdlovsk. Ambos son egresados del famosa Conservatorio de Odessacon “titulos de honor”, lo que equivale a medalla de oro. Ademas de la docencia, en Odessa se desempeñaron como solistas y, Dmitry, particularmente, como concertino de la orquesta de camera de la ciudad portuaria a orillas del Mar Muerto. Dmitry y Tatiana fijaron residencia en la ciudad de Córdoba en 2000; “no la eligimos, Córdoba nos eligió a nosotros”, bromea el músico y docente.

– ¿Cuáles son los pilares sobre los que usted basa su labor docente?
– Ni una sola nota debe ser tocada sin entender y saber porqué, para qué y cómo, como se dice en la escuela rusa.
– ¿El talento nace, y se hace?
– Si, se nace, pero después hay que hacerlo, pulirlo. Esto último lleva mucho tiempo y trabajo.
– ¿Qué espera que sus alumnos recojan de esta experiencia de tocar en público, fuera del aula?
– Es su vida! Ellos tienen que aprender a dialogar con el publico, demostrarle su visión de las obras y tratar de convencer a los oyentes.


 

Sin comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.