DestacadoNoticia

Hay lugar para todos

banda-gral-deheza-01

Los niños y jóvenes músicos de General Deheza dieron un concierto en una acalorada tarde, sin perder sus ganas de hacer buena música y recibir el calor del aplauso del público.  

La Banda de Música de General Deheza cerró el ciclo Vamos las Bandas, que la Agencia Córdoba Cultura puso en marcha para darle protagonismo a las bandas de música infanto juveniles de la provincia. Los niños y niñas de la agrupación, 55 miembros, afrontaron un tórrido día de concierto en el Paseo del Buen Pastor. Al terminar el concierto, la organización donó a la banda materiales de trabajo fabricados en Argentina.

Cuando la banda terminó el programa, integrado por temas de música de películas, zarzuela y folklore, los integrantes asistieron al concierto de la orquesta La Barroca del Suquía y el Coro de Cámara de Córdoba, en el Teatro del Libertador San Martín, donde cerró el Festival de Música Barroca Camino de las Estancias.

Omar Héctor Moreira es profesor de música, y desde hace 19 años dirige la banda infanto juvenil de General Deheza, localidad ubicada a poco más de 200 kilómetros de la ciudad de Córdoba. La banda está formada por niños y jóvenes de los 7 a los 25 años de edad.

Los chicos ensayan por la noche, después de las clases regulares. Moreira cuenta que los músicos son entrenados con métodos de enseñanza de los Estados Unidos, considerados entre los más eficientes en materia de música para bandas. A veces -dice el maestro-, contratan a profesores de aquel país para que brinden las clases. Esta agrupación cuenta con el padrinazgo de Aceitera General Deheza.

banda-gral-deheza-02

Durante el año, la banda toca en todos los actos cívicos que realiza el pueblo de General Deheza; “un acto sin la banda no es el mismo“, comenta Moreira / Fotos Sergio Chalub

Habitualmente, se presentan en la provincia de San Luis y en otras localidades del sur provincial, que no tienen una banda de música. La participación pública da cuenta de la importancia que el pueblo le asigna a su banda de música.

La banda integra e iguala. “Es un conjunto que aglutina; contamos con un niños discapacitado motriz, chicos de alto nivel económico y también hijos de familias muy humildes”, cuenta Moreira. Algunos de sus miembros han discurrido su infancia y juventud dentro de la banda durante mucho tiempo, en algunos casos más de diez años.

“Los niños aprovechan la experiencia de poder tocar en Córdoba al máximo, disfrutan tocar ante un público nuevo, en una ciudad como Córdoba, que es muy diferente a su pueblo”, aprecia Omar Moreira. “El profe sabe tocar todos los instrumentos”, dice por su lado una de las niñas, que abraza al maestro con orgullo.

Sin comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.