CrónicasNotas

La danza regresa al Libertador con «Giselle»

El Teatro del Libertador San Martín recupera el espíritu de trabajo en equipo, ese que aparece cuando la compleja maquinaria escénica trabaja en función de una ópera o un ballet.

.

El epicentro de la acción gira alrededor de una muchacha que encarna el amor eterno, pero cae en un desengaño que la conduce hacia la locura y acaba en la muerte: “Giselle”, el ballet en dos actos con música del francés Adolphe Adam, libreto del autor Theophile Gautier y coreografía de Jean Coralli y Jules Perrot, subirá a escena este jueves 31 con reposiciones los días viernes 1, sábado 2 y domingo 3 de noviembre, con las actuaciones del Ballet Oficial de la Provincia y la Orquesta Sinfónica de Córdoba. Las entradas para estas cuatro funciones están prácticamente agotadas.

La adaptación y la reposición coreográfica corresponden a Marcelo Mangini, director artístico del Ballet Oficial, y Alexander Ananiev, maestro preparador de la compañía, mientras que la dirección general es de Guillermo Becerra, director titular de la orquesta estable.

Se trata de un esfuerzo de producción que moviliza todos los recursos humanos y técnicos del coliseo, acostumbrado a salir airoso de los desafíos que le presentan las dificultades de la hora. Todas las secciones técnicas y los talleres de realización marchan hacia el mismo lado. El Libertador afronta de esta manera la primera producción de envergadura tras el plan de restauración y adaptación tecnológica realizado entre 2017 y 2019.

Uno de los aspectos más sensibles que encaró esa obra fue la intervención en el foso de la orquesta. Algunas opiniones cercanas a la sinfónica aseguran que las reformas hechas en el lugar dieron un resultado favorable. Ahora la orquesta está más cómoda y se valora la calidad del sonido que emana del espacio ubicado debajo del escenario.

El día del primer ensayo en el teatro  sirve para poner a prueba distintos aspectos que giran alrededor de la escena. Todas las áreas técnicas y de oficios teatrales cooperan en un mismo sentido. El director, Maximiliano Olocco, sigue entusiasmado el desarrollo de las actividades que entran en juego a pocos días del estreno.

Estrenada en 1841 por el ballet de la Opera de Paris, el ballet “Giselle” fue prácticamente hecho a medida de una bailarina italiana llamada Carlotta Grisi, quien tuvo la gracia de representar varias de las innovaciones introducidas por los coreógrafos Coralli y Perrot. Los creadores introdujeron nuevos términos en el vocabulario de la narrativa de la danza teatral. La danza en puntas y la ilusión de ingravidez del cuerpo de baile, el uso del “tutú romántico” de varias capas, y un fuerte protagonismo de la bailarina y sus aptitudes dramáticas.

El guión de Théophile Gautier está inspirado en la leyenda de las Willis, las jóvenes que murieron antes de contraer matrimonio y tienen el poder de condenar a los hombres a bailar hasta la muerte. Giselle es la excepción, pues su amor es tan puro que puede resistir la regla. Los papeles de Giselle y Albrecht, la pareja que encierra el nudo de esta historia de amor, son interpretados por Brenda Vera y Noel Rohner, Julieta Morchio y Daniel Altamirano.

Agenda

“Giselle”, Ballet Oficial de la Provincia y Orquesta Sinfónica de Córdoba. Jueves 31, a las 21, el viernes 1 y el sábado 2, a las 21, y el domingo 3 de noviembre, a las 20. Ubicaciones en venta en la boletería del teatro, Vélez Sarsfield 365, de martes a sábado de 9 a 20, a los siguientes valores: platea 800; cazuela 600; tertulia 400; y paraíso 300 pesos; palcos 3.200 pesos.

Sin comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.