NotasNoticia

Un acto de fe en la diversidad

La Cantoría de la Merced, una de las mejores expresiones de la música coral del medio, vuelve a presentarse en un festival internacional, esta vez será mediante la modalidad de transmisión en vivo.

La agrupación que dirige el maestro Santiago Ruiz participa en el Festival Internacional Bianual de Música Sacra de Marktoberdorf, en Alemania, este viernes 21, a las 15. Además de la Cantoría, este día se presentan el Ensemble Misafir (Alemania), Renkei Hashimoto (Japón), Ars Choralis Coeln (Alemania) y el Coro Fayha (Beirut).

El encuentro se lleva a cabo entre mayo y octubre, con el propósito de contribuir al descubrimiento y comprensión de otras culturas y religiones a través de la música. En condiciones de presencialidad habituales, budistas, hindúes, judíos, musulmanes y cristianos ofrecen los conciertos en iglesias, sinagogas y mezquitas en Marktoberdorf. Tres de estos conciertos serán transmitidos desde la Academia de Música de Baviera.

El Festival Internacional de Música Sacra incluye un programa adicional que consiste en estudios, conferencias, debates y una oración común. Como actividad de apoyo al festival, en 2006 se puso en marcha el programa «La tolerancia hace escuela», cuyo espíritu es dar a los niños y jóvenes conocimientos sobre las cinco religiones del mundo, así como el sentimiento y el respeto por otras culturas.

«La participación de la Cantoría se viene gestando desde el año pasado, revela Santiago Ruiz, es una ocasión importante para el coro que se concretará este viernes desde la Basílica de la Merced, sin público».

Habituado a un rigor que da frutos, esta experiencia demanda al coro una adaptación especial debido al contexto sanitario. «Estamos haciendo ensayos mixtos para respetar la cantidad de asistentes, entonces el ensayo es transmitido al resto de los integrantes por Meet, de este modo, una parte ensayo en persona y otra lo hace de manera remota», cuenta el director.

La orden fundada por San Pedro Nolasco tiene una larga tradición musical en América. Una manera de concebir la música como instrumento de liberación espiritual que echa raíces en los frailes mercedarios que llegaron al continente en el siglo XVI, como Bartolomé de Olmedo y Marcos Dardón, establecidos en México.

Sergio Chalub

1 Comentario

  1. Pauline Groussac
    21 mayo, 2021 at 12:03 pm — Responder

    Una formación de 1ra línea, gracias a Santiago Ruiz ,qué no afloja.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.